< LA ARTROSIS EN PERSONAS MAYORES DE 80 AÑOS – Cuidamos ® | Cuidado de personas mayores a domicilio

LA ARTROSIS EN PERSONAS MAYORES DE 80 AÑOS

Introducción

La artrosis es una enfermedad degenerativa que afecta a las articulaciones y es particularmente prevalente en personas mayores de 80 años. Esta condición puede provocar dolor, inflamación y limitar la movilidad, impactando de manera significativa en la calidad de vida de los ancianos. En este artículo, exploraremos las causas, los síntomas y los tratamientos disponibles para la artrosis en personas mayores de 80 años.

Factores de Riesgo para la Artrosis en Ancianos

Existen varios factores que aumentan el riesgo de desarrollar artrosis en personas mayores de 80 años, que incluyen:

Envejecimiento

El envejecimiento es el factor de riesgo más común y principal para la artrosis. Con el paso del tiempo, las articulaciones y el cartílago que las protege sufren desgaste natural, lo que lleva a la aparición de artrosis.

Obesidad

El exceso de peso puede ejercer una presión adicional sobre las articulaciones, especialmente en las rodillas y las caderas, acelerando el proceso de degeneración del cartílago.

Lesiones Previas

Las lesiones articulares anteriores, como fracturas, dislocaciones o desgarros en los ligamentos, pueden aumentar el riesgo de desarrollar artrosis en el futuro.

Actividad Física Intensa

La actividad física intensa y prolongada, como la realizada por deportistas de alto rendimiento, puede causar un desgaste prematuro en las articulaciones y aumentar el riesgo de artrosis.

Genética

La predisposición genética también puede jugar un papel en el desarrollo de la artrosis, ya que algunas personas pueden heredar características que los hacen más propensos a la enfermedad.

Síntomas de la Artrosis en Personas Mayores de 80 Años

Los síntomas más comunes de la artrosis en ancianos incluyen:
  • Dolor en las articulaciones afectadas
  • Rigidez articular
  • Inflamación y enrojecimiento
  • Deformidades articulares
  • Disminución de la movilidad
  • Crepitación en las articulaciones afectadas
Los síntomas pueden variar en severidad e intensidad, y pueden ser intermitentes o persistentes.

Tratamientos para la Artrosis en Personas Mayores de 80 Años

Aunque la artrosis no tiene cura, existen tratamientos disponibles para aliviar el dolor, reducir la inflamación y mejorar la movilidad y la calidad de vida. Algunos de los tratamientos más comunes incluyen:

Medicamentos

Los analgésicos y antiinflamatorios pueden aliviar el dolor y la inflamación asociados con la artrosis. Los médicos pueden recetar medicamentos como paracetamol, ibuprofeno o naproxeno para controlar los síntomas.

Fisioterapia

La fisioterapia puede ser útil para mejorar la fuerza muscular y la movilidad en las articulaciones afectadas. Los fisioterapeutas pueden enseñar ejercicios específicos y personalizados para ayudar a mantener y mejorar la función articular.

Terapia Ocupacional

La terapia ocupacional puede ayudar a los ancianos con artrosis a adaptarse a su entorno y realizar actividades diarias de manera más fácil y segura. Los terapeutas ocupacionales pueden recomendar dispositivos de asistencia y técnicas para reducir la tensión en las articulaciones afectadas.

Cirugía

En casos graves de artrosis, la cirugía puede ser necesaria para reemplazar o reparar la articulación dañada. Las intervenciones quirúrgicas más comunes incluyen el reemplazo total de la articulación (artroplastia) y la osteotomía (modificación de la alineación ósea para reducir la carga en la articulación).

Estrategias de Prevención y Autocuidado

Los ancianos con artrosis pueden tomar medidas para reducir el riesgo de empeoramiento de la enfermedad y mejorar su calidad de vida. Algunas de las estrategias de prevención y autocuidado incluyen:

Control del Peso

Mantener un peso saludable puede reducir la presión sobre las articulaciones y disminuir el riesgo de desarrollar artrosis. Si es necesario, se recomienda perder peso mediante una dieta equilibrada y ejercicio moderado.

Ejercicio

La actividad física regular y suave puede ayudar a fortalecer los músculos alrededor de las articulaciones y mejorar la movilidad. Se recomienda realizar ejercicios de bajo impacto, como caminar, nadar o realizar yoga.

Uso de Dispositivos de Asistencia

Los dispositivos de asistencia, como bastones o andadores, pueden proporcionar apoyo adicional y mejorar la movilidad en personas mayores con artrosis.

Nutrición Adecuada

Mantener una dieta equilibrada y rica en nutrientes es fundamental para la salud en general y puede ser especialmente importante para las personas mayores con artrosis. Consumir alimentos ricos en calcio, vitamina D y ácidos grasos omega-3 puede ser beneficioso para la salud ósea y articular.

Conclusión

La artrosis es una enfermedad común en personas mayores de 80 años que puede afectar significativamente la calidad de vida. Si bien no hay cura para la artrosis, existen tratamientos que pueden ayudar a reducir el dolor y la inflamación, mejorar la movilidad y la calidad de vida. Además, las personas mayores pueden tomar medidas para reducir el riesgo de empeoramiento de la enfermedad y mejorar su calidad de vida a través de la prevención y el autocuidado.
Desde de Cuidamos Mundi, estamos concienciados con las dificultades a las que se enfrenta aquellas personas que padecen esta enfermedad. Nuestras cuidadoras y cuidadores tienen destrezas y la experiencia necesaria para poder atender a tus seres queridos de forma totalmente profesional y realizar un acompañamiento basado en el respeto y la máxima empatía. Además apostamos por una planificación integral centrada en la persona. No dudes en ponerte en contacto con nosotros, en el 654 45 42 54 estaremos encantados de escuchar tu caso y proponerte el servicio más adecuado a tus necesidades. Además no dudes en preguntar por nuestro nuevo e innovador servicio CUIDVITAL. Un servicio sociosanitario donde el seguimiento del estado de salud, potenciando la autonomía de la propia persona y la permanencia en su hogar, es la base del propio servicio. Una medición de las constantes vitales, que mostraran un mapa del estado de salud de la persona, y todo desde la comodidad de tu hogar.

Deja un comentario